En medio de una crisis política de inseguridad que se extiende al país, el presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, decretó la estado de excepcion y toque de queda en provincias, un día después del asesinato del alcalde de la ciudad de Manta, Agustín Intriago, en un nuevo hecho de violencia que causó conmoción.

El mandatario anunció el nuevo estado de excepción durante una reunión del Comité de Seguridad celebrada en Durán, municipio que formaba parte del Área Metropolitana de Guayaquil allí que registra uno de los índices más altos de violencia e inseguridad del país.

La medida de emergencia, que regirá en principio por 60 días, limita algunas libertades ciudadanas as el derecho a reunión, tránsito e información y conceder a las fuerzas de seguridad mayor libertad de acción.

Regirá en Manta, la ciudad más grande de la provincia costera de Manabí, donde el domingo se sacó el crimen de Intriago, y la vecina Los Ríos. El toque de queda regirá entre las 10 de la noche y las 5 de la mañana.

El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, busca frenar la violencia con más militares en las calles y las cárceles.  Foto: AFP


El presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, busca frenar la violencia con más militares en las calles y las cárceles. Foto: AFP

Al final, el presidente decretó la excepción «por grave conmoción interna» en todas las cárceles que integran el Sistema de Rehabilitación Social a nivel nacional, por sesenta días.

El Secretario General de Comunicación de la Presidencia difundió este martes el decreto, firmado por el jefe de Estado el lunes, en momentos en que enfrentamientos entre presos han dejado 6 muertos y 11 heridos en el penal de la provincia del Guayas.

Con el decreto se dispone la intervención de las Fuerzas Armadas en el interior de los penales, acción temporal excepcional, subdiaria y exclusiva ante graves alteraciones del orden.

Lasso dijo en una rueda de prensa el lunes a la noche que la policía capture a un extranjero, cuya nacionalidad no reveló, que estaría implicado en el crimen de l’alcalde de Manabí, quien fue despedido por seguidores y familiares el lunes en Manta.

La policía registra un auto en Manta, en el cantón del toque de queda decretado este lunes en dos provincias de Ecuador.  Foto: AP


La policía registra un auto en Manta, en el cantón del toque de queda decretado este lunes en dos provincias de Ecuador. Foto: AP

El mandatario expresó su preocupación por el cada vez mayor nivel de violencia en el país y pidió a la justicia que el asesinato del alcalde no quede en la impunidad.

L’embajada de Estados Unidos en su cuenta de Twitter llamó a que se enquirer el caso y se castigó a los responsables con «penas ejemplares». Agregó que «rechazamos la violencia política».

Igual pedido formuló la oficina de las Naciones Unidas en Ecuador, que dijo que “se une a la condena del asesinato”, y convocó al gobierno a redoblar esfuerzos para combatir la creciente ola de violencia.

El asesinato del alcalde

El asesinato de Intriago, uno de los alcaldes más populares de Ecuador, ha conmocionado al país andino y ha enlutado la campaña de las elecciones generales extraordinarias, donde varios candidatos han suspendido sus actividades en señal de duelo.

Ecuador elegirá presidente el próximo 20 de agosto, luego de que Lasso disolviera el Parlamento y llamara a comicios anticipados mientras el congreso analizaba un pedido de juicio político contra el presidente, por presuntos casos de corrupción.

Intriago fue víctima de disparos con armas de grueso calibre cuando visitó obras municipales en una populosa barriada de Manta. Junto al alcalde murió una deportista de 28 años, identificada como Ariana Chancay, que estaba cerca del funcionario y fue alcanzada por una de las balas.

El funcionario, abogado y político de 38 años, pertenecía al movimiento local denominado Mejor Ciudad. Fue reelegido recientemente en sus funciones, las cuales asumió a mediados de mayo. Era casado y tenia dos hijos.

No se ha informado sobre los motivos del ataque, ni de los presuntos autres, aunque Intriago era uno de los ocho alcaldes que ya contaban con seguridad policia Tras un análisis de los perfiles de riesgo. Hay otras 17 solicitudes de seguridad en curso, informado este mes la Asociación de Municipalidades de Ecuador.

La ciudad de Manta está ubicada a 260 kilómetros al suroeste de la capital Quito, en la provincia de Manabí, a lo largo de las costas de sus carreteras como apetecidas rutas de narcotraficantes para llevar a cabo grandes cargamentos de drogas a destinos de América y Europa, principalmente.

Ecuador enfrenta la crisis de inseguridad y violencia más grave de su historia, que en 2021 recayó en los principales centros penitenciarios del país y que las autoridades han atribuido a la disputa de grupos de incuencia organizados que operan dentro y fuera de las prisiones.

Los estados de excepción han sido recurrentes desde el inicio del mandato presidencial del lazo en mayo de 2021 para intentar aplacar los picos de violencia de la crisis d’inseguridad qu’atraviesa Ecuador.

Fuente: AP y EFE

antes de Cristo

Mira también