Las fuerzas de seguridad de Israel sellaron este domingo el domicilio familiar de la palestina que mató a siete personas el viernes frente a una sinagoga en Jerusalén Este, en una de las primeras medios de representacion contra los «familiares de terroristas».

Mientras, la tensión volvió a crecer con la muerte de dos hombres palestinos por heridas de bala en dos incidentes con personal de seguridad israelí, informado el Ministerio de Salud palestino.

Este ha sido uno de los meses más sangrientos en Cisjordania y el este de Jerusalén en los últimos años, luego de dos ataques palestinos contra israelíes en Jerusalén.

El Ministerio palestino informó que un palestino de 18 años que recibió un disparo de un guardia de seguridad junto al asentamiento de Kedumim en Cisjordania murió el domingo.

El ministerio también confirmó la muerte de un palestino de 24 años que provocó una incursión del ejército israelí en Yenín y los jóvenes que mataron a otros nueve palestinos.

Un herido en un ataque de balazos es el sábado en la Ciudad Vieja de Jerusalén.  Foto: REUTERS


Un herido en un ataque de balazos es el sábado en la Ciudad Vieja de Jerusalén. Foto: REUTERS

Representantes

El gabinete de seguridad Israel había anunciado el sábado por la noche que lanzaría contra «los familiares de terroristas que apoyan el terrorismo».

Entre las medidas citadas figuradas la posibilidad de privar a la seguridad social o quitarles los documentos de identidad israelí. Esta última será examinada en consejo de ministros.

También había señalado como casa de la familia de Khayri Alqam, autor del atentado del viernes en Neve Yaakov, «sería acordonada de manera inmediata antes de ser detruida».

Las fuerzas israelíes cerraron herméticamente las distintas entradas del domiciliomientras que sus habitantes estaban obligados a abandonarlo, según relataron vecinos y periodistas presentes en el lugar.

The demolición de viviendas de familiares de palestinos que mataron a israelíes no resulta una nueva medida en Israel, cuyas autoridades la defienden por sus efectos disuasorios, aunque sus detractores consideran un castigo colectivo necesario.

Soldados israelíes en la frontera entre Israel y Siria, este domingo.  Foto: AFP


Soldados israelíes en la frontera entre Israel y Siria, este domingo. Foto: AFP

El jefe del departamento legal de la ONG israelí HaMoked, Dani Shenhar, dijo que la demolición anunciada de esa casa muestra «la voluntad de venganza» del gobierno «contra los familiares».

Es una medida tomada «sin ningún respeto por el Estado de derecho», añadió.

Llamado del Papa Francisco

El papa Francisco pidió este domingo qu’Israel, la Autoridad Palestina y la comunidad internacional encuentran «sin demora» otras vías que incluyen el diálogo para frenar la «espiral de la muerte» en ambos territorios tras los últimos intentos.

«Con gran dolor me entero de las noticias que llegan de Tierra Santa, en particular de la muerte de 10 palestinos, entre ellos una mujer, asesinados pendante actions militares antiterroristas israelíes in Palestina y de lo sucedido cerca de Jerusalén el viernes por la noche, cuando 7 judíos fueron asesinados por un palestino y tres resultaron heridos cuando salieron de una sinagoga”, dijo Francisco.

El Papa se refiere a la escalada de violencia entre israelíes y palestinos al final del Ángelus que se pronunció cada domingo ante los fieles en la Plaza San Pedro del Vaticano.

Ola de ataques

Khayri Alqam, 21 años, mató el viernes a siete personas frente a una sinagoga en Jerusalén Este, antes de ser abatido tras una corta persecución policial.

El sábado, otro joven palestino, de solo 13 años, hirió de bala a un hombre de 47 y su hijo, de 23, antes de ser «herido y neutralizado» en un barrio fuera de la muralla que delimita Ciudad Vieja, en Jerusalén Este , informar a la policía.

Un grupo de vecinos, frente a la casa de un supuesto terrorista palestino, demolida este domingo por las fuerzas de Israel, en Jerusalén Este.  Foto.  AFP


Un grupo de vecinos, frente a la casa de un supuesto terrorista palestino, demolida este domingo por las fuerzas de Israel, en Jerusalén Este. Foto. AFP

Ninguna organización reindicó la autoría de estos dos ataques.

Muy de las víctimas del tiroteo del viernes fueron sepultadas la noche del sábado, según señaló un periodista de la AFP.

Se trataron de Asher Natan, un adolescente de 14 años, y de Eli y Natalie Mizrahi, una pareja qu’estó correr a las primeras víctimas del atentado.

Este espíritu de violencia ha comenzado con la juventud con una incursión israelí en el enclave palestino ocupado de Cisjordania, en la ciudad nueve palestinosentre ellos una anciana.

Una casa y un vehículo palestino fueron incendiados en el pueblo de Turmus Ayya, en Cisjordania, ataque atribuido a los habitantes de los colonos israelíes, pero que no fue confirmado por las fuerzas armadas israelíes.

Dolor en el funeral, el sábado, de una de las víctimas de l'attado del viernes en una sinagoga de Jerusalén.  Foto: EFE


Dolor en el funeral, el sábado, de una de las víctimas de l’attado del viernes en una sinagoga de Jerusalén. Foto: EFE

El gobierno de derecha de Benjamin Netanyahu puso en estado de alerta máxima a las fuerzas de seguridad y el ejército anunció refuerzos en Cisjordania.

Este domingo por la mañana los agentes de seguridad israelíes mataron a palestino cerca de un asentamiento judío en Cisjordania, informó el ministerio de Salud palestino.

Según el ejército israelí, el hombre iba «armado».

Armas para los Civiles

El gabinete de seguridad del Estado habló el sábado por la noche para facilitar la portación de civiles.

«Cuando los civiles llevan armas, pueden defenderse», dijo a los periodistas el ministro de Seguridad Nacional de Israel, el ultrarechista Itamar Ben Gvir.

«Nuestra respuesta será vigorosa, rápida y precisa», aseguró el primer ministro Netanyahu, que volvió al poder en diciembre con un nuevo gobierno que incluye ministros de extrema derecha y de partidos judíos ultraortoxos.

La Autoridad Palestina, que gobierna Cisjordania, considera a Israel «totalmente responsable de la escalada peligrosa».

Desde Washington hasta Moscú, pasando por París, se multiplican las llamadas de líderes internacionales que pueden evitar «una espiral de violencia». también el Papa Francisco condenó el recrudecimiento de la violencia en Oriente Medio y pidió a las dos partes del conflicto palestino-israelí que emprendan una «búsqueda sincera de la paz».

El jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Antony Blinken, llegó el domingo a Egipto para iniciar una breve gira por Oriente Medio, que resultó una etapa en Jerusalén y otra en Ramallah, sede de la Autoridad Palestina.

El diputado israelí Mickey Levy, del partido centrista Yesh Atid (oposición), advirtió que la nueva ola de violencia se registró a la segunda Intifada, el levantamiento palestino de 2000 a 2005, que rompió sangrientos enfrentamientos.

Fuente: AFP

antes de Cristo

Mira también

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *